Comisión ‘Vacunagate’: “El objetivo no ha sido sancionar directamente, hemos hecho un trabajo técnico”

El doctor Miguel Ponce, integrante de la comisión investigadora del denominado caso ‘Vacunagate’, reconoció que se pueda haber esperado que este grupo establezca sanciones “para que se determinen ciertas culpabilidades” sobre los funcionarios que accedieron de manera irregular a la vacuna contra la COVID-19; sin embargo, precisó que este no fue el objetivo.

“Es parte de un proceso, el objetivo no ha sido sancionar directamente, es un proceso, hemos hecho un trabajo técnico”, señaló el representante del Colegio de Enfermeros del Perú.

“Ese no ha sido el objetivo de la comisión, esta es una comisión previa en la cual hemos reclutado toda la información alrededor de estos hechos y estamos alcanzando más de 270 anexos, insumos que son objetivamente tomados para la instancia respectiva. Esta comisión lo que ha hecho es esclarecer todo ese proceso, la ruta cómo han sido los entregables de la vacuna que ya hemos identificado y lo ponemos a disposición de las instancias respectivas”, reiteró.

 

Por su parte, el ministro de Salud, Óscar Ugarte, defendió los alcances revelados recientemente por la comisión sectorial que investigó la irregular aplicación de vacunas por parte de altos funcionarios, conocido como Vacunagate, pese a los cuestionamientos que ha recibido este grupo de trabajo por no haber delimitado responsabilidades funcionales.

“Lo que ha presentado la comisión nos resuelve preguntas básicas, que sin embargo algunas de ellas se han ido filtrando en el transcurso de los días”, señaló el ministro.

En entrevista con RPP Noticias, Ugarte consideró que “lo principal para valorar de la comisión” es determinar lo que se esperaba conocer “en tan breve término”. Al respecto, recordó que este caso involucra a varias instituciones y que cuando se hizo público, el pasado 14 de febrero, fue porque los viceministros de Salud le confirmaron que había un número indeterminado de funcionarios que se habían vacunado de manera indebida.

 

Ugarte precisó, además, que en ese momento no se conocían detalles como cuántas vacunas se habían utilizado, qué cantidad de personas habían accedido a este beneficio irregular, quiénes eran y quiénes tomaron las decisiones. No obstante, reiteró que gracias al trabajo de la comisión sectorial que investigó este caso se tiene información que servirá a otras autoridades.

Con respecto al informe, el ministro señaló que el documento “ratifica” que por fuera del ensayo de vacunación ha habido 3200 vacunas. De estas, 1200 fueron enviadas a la embajada de China, a la cual se ha pedido que informe su uso. Del resto de 2 mil dosis, la comisión encontró que 470 fueron vacunados fuera del ensayo, los cuales “están plenamente identificados”.

Comisión investigadora presentó informe:
La Comisión Sectorial Investigadora de la Aplicación de la Vacuna Candidata contra la COVID-19 determinó que un total de 470 personas fueron vacunadas fuera del ensayo clínico que lleva a cabo el laboratorio chino Sinopharm en el Perú y recomendó derivar el informe a diversas entidades fiscalizadoras con el objetivo de que apliquen las sanciones que correspondan.

 

El ministro Ugarte anunció que se entregará el documento a la Presidencia del Consejo de Ministros para que lo derive a la Contraloría, Congreso, Fiscalía de la Nación y otras entidades fiscalizadoras. La comisión determinó que, en principio, las 3200 vacunas nunca debieron llegar al país debido a que no es usual que se reserve vacunas fuera del ensayo clínico.

Se determinó también que 1200 vacunas fueron entregadas a la Embajada de China y no se conoce su destino final. De las dos mil vacunas restantes, 803 están inmovilizadas en la Universidad Peruana Cayetano Heredia (UPCH) y 58 en la Universidad Nacional Mayor de San Marcos (UNMSM). De las 1139 restantes, 235 vacunas fueron usadas en personas que habían recibido placebo durante el ensayo clínico, 706 en el equipo de investigadores y 198 en el entorno cercano a los investigadores.

“Todos los involucrados reconocen que cometieron un error al aceptar la vacuna y se mostraron arrepentidos”, indicó Fernando Carbone. El informe también indica que los entrevistados señalaron que no recibieron ningún beneficio a cambio de la vacuna.

 

Sobre la diferencia del número de implicados (470) frente a lo que señalaban otras listas que circularon fuera de la investigación (490 y 487), el presidente de la comisión indicó que se debió a la duplicación de nombres, y en algunos casos a la ausencia de DNI, entre otros errores. “No hay otros personajes públicos implicados respecto a los ya conocidos”, precisó.

Huachoenlinea
A %d blogueros les gusta esto: