El alcalde de La Molina, Juan Carlos Zurek, abusa de su autoridad. Toma el celular de un vecino a la fuerza y se lo lleva. Esta actitud va más allá de cualquier ordenanza que prohíba grabar o tomar fotos.

mo

.
Huachoenlinea