Asaltan y desvalijan a más de 56 pasajeros‏ de ómnibus CIVA.

Armados con fusiles AKM, ocho asaltantes de carreteras desvalijaron a más de 56 pasajeros de un bus que tenía como destino la ciudad de Chiclayo.

Los pasajeros del bus de la empresa de transporte CIVA de placa B6S-950, conducido por Carlos Rolando Aguilar Silva, partió de Lima con 56 pasajeros y cuando se desplazaba por el kilómetro 156 jurisdicción de Huaura, unos asaltantes abordaron el bus simulando ser pasajeros, para luego a los dos minutos encañonar al chofer y desviar la unidad.

Los delincuentes con armas de largo alcance y corta, se apostaron en el pasadizo, “buenas noches, este es nuestro trabajo y solamente queremos su colaboración”, fueron sus expresiones al mismo tiempo que rastrillaron sus armas y obligaron a los pasajeros a entregar las pertenencias.

Los ladrones obligaron a cerrar las cortinas, para evitar que la policía se percate del robo al llegar al km 164, en el sector de La Muralla – Végueta, desviaron la unidad hacia unos cañaverales a unos 5 km al este, de la panamericana norte, en donde obligaron a bajar a los pasajeros.

MANOSEARON PASAJERAS
Ancianas, adultos niños, mujeres y jóvenes fueron golpeados obligándolos a descender de la unidad, “No solamente nos quitaron el dinero, celular sino hasta la ropa y zapatillas”, dijeron algunas pasajeras.

“Nos rebuscaron todo, hasta nos tocaron las partes íntimas y manosearon para ver si habíamos escondido el dinero o celulares”, dijeron las vÍctimas que denunciaron el hecho en la comisaria.

Los fascinerosos no contento con ello, golpearon a los pasajeros entre ellos a un anciano para exigirle que entregue más dinero, “nos pisotearon en el suelo, pedían más dinero”, contaron los agraviados.

Los rateros tuvieron secuestrado alrededor de una hora a los viajeros dentro de unos cañaverales, para luego huir corriendo por el sector de Végueta.

La denuncia se interpuso en la comisaría de Huaura, las víctimas acusaron al chofer de ser el causante, luego de dejar subir de manera informal a falsos pasajeros en la panamericana norte para luego ser asaltados.

Del monto de lo robado asciende aproximadamente unos 25 mil soles, entre pertenencias, celulares, dinero, ropas, joyas, cámaras, y hasta las zapatillas de los pasajeros.

Cabe indicar que la policía de carreteras poco o nada hace para salvaguardar la vida de los pasajeros que a diario se desplazan por la panamericana norte, ante continuos asaltos a buses interprovinciales.

.
Huachoenlinea

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*