Mientras la represión recrudecía brutalmente contra los cañetanos, al punto de producir un muerto y quince heridos graves, hablándose inclusive de otros dos muertos aún no confirmados, las autoridades que los representan brillan por su ausencia. Dónde está el Presidente Regional Alvarado, dónde están los congresistas que representan a la región de Lima Provincias. Nadie da la cara por el pueblo que los eligió.

En este momento los cañetanos necesitan de sus autoridades representativas, porque hay una represión brutal, desmedida e injustificada. Desde los helicópteros riegan toda clase de bombas lacrimógenas contra la sociedad civil, sin tener en cuenta a las mujeres, ancianos y niños, cuyo atroz delito es pedir la erradicación de la delincuencia que llegó a ese pueblo a raíz de la presencia del centro penitenciario. Es decir, su lucha es en busca de paz y tranquilidad.

Huachoenlinea

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: