Un pescador padre de dos hijos menores, falleció asfixiado en circunstancias que iniciaba sus faenas en altamar en Carquin.

El hecho que conmociona al pequeño pueblito de la caleta de Carquín se registró a las 1.30 de la tarde, cuando la voz de alerta se dio desde una lancha en altamar.

ASFIXIADOS CON GASES.

Fueron 3 pescadores también llamados “chateros” dedicado a la descarga de diversidades de especies marítimas que cayeron a la bodega de una lancha a unos 800 metros mar adentro.

Varios compañeros de trabajos rescataron sus cuerpos de la bodega y rápidamente lo trasladaron a flote para trasladarlos a una clínica particular.

Según testimonios de los propios amigos y compañeros de trabajo, lo que habría producido la muerte a uno de ellos fue “absorber todo el gas de la bodega, la cual hizo que se desvaneciera, entre tanto a los dos les afecto poco” dijeron.

La tranquilidad y la paciguedad de la población se vio alterada al conocer esta trafica noticia, tras el fallecimiento de “chichuy” Jesús Hernán Ramos Oyola -32- padre de dos menores, quien partió al trabajo con la promesa de regresar y celebrar el onomástico de uno de sus hermanos.

Entre tanto los dos compañeros heridos infectados por el gas, se encuentran hospitalizados en la clínica San Pedro.

.
Huachoenlinea

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*